Iglesia de San Jorge

La iglesia de San Jorge fue construida entre 1585 y 1589 según una inscripción leíble en su interior. Se edifica sobre una antigua construcción prerrománica, en la que ya se veneraba a San Jorge. Es un edificio de planta rectangular compuesto por tres naves de la misma altura, con cuatro tramos abovedados cada una. Cuenta con un ábside poligonal, un rasgo muy representativo del estilo gótico, que puede apreciarse en todo el conjunto. Aparece rematado por una robusta torre cuadrada de cuatro pisos levantada a mediados del siglo XVII y está rodeado por un muro sobre el que se asienta un Vía Crucis de piedra.

En el interior destaca particularmente el retablo mayor, del año 1687, con estructura poligonal, adaptada a la forma del ábside, tiene una altura de más de siete metros y está realizado en madera. Está formado por predela, dos cuerpos de tres calles y ático en forma de bóveda de cuarto de esfera. En el centro del retablo está la imagen de San Jorge.

Es un «Bien de Interés Cultural» desde 1991.

Iglesia de San Jorge